Grado de dificultad: 2 (Analicemos otro mensaje mediático cuidadosamente maquillado)

Columnista: Roberto

Hace ya un buen rato que no hemos visitado el tema de “Inteligencia Artificial” (que no es nuestra denominación).

Engaño en torno a inteligencia artificial

Chatbots: la inteligencia artificial mediática

Nuestro punto de partida será un interesante (por su presentación) artículo del Washington Post:

Is this AI? See if you can spot the technology in your everyday life

Es un hábil intento de convencer a los Dummies, y reconocemos que nos tomó un cierto tiempo antes de descubrir la trampa.

Nota de TMN: una opinión clara ayuda a sospechar de un engaño.

El tema del artículo es un juego interactivo para “identificar la Inteligencia Artificial en nuestras tareas diarias”. Sin gran sorpresa, nos dimos cuenta de que TMN está entre los más escépticos.

Más sorprendente es el hecho de que los “expertos” serían mayoritariamente “creyentes”.

Nota: sí, como en un culto.

Ejemplo gráfico (el caso más comentado):

Creen que un Chatbot es I.A. - Diagrama origen Washington Post

Para nosotros, fue una sorpresa: ¿realmente, diría el 81% de los expertos que ChatGPT es una inteligencia artificial?

Los que no creen

… A menos de que los expertos en cuestión lo sean en relaciones públicas y en marketing. El diagrama anterior tendría más sentido, y creemos que es, muy probablemente, la astucia utilizada.

Conociendo la bulla que hace Microsoft alrededor de su nuevo juguete copiloto, apostamos que así fue.

Aun así, son 19% de escépticos:

El 19% es una proporción considerable.

Luego, el diagrama consolidado, a continuación, es aún más confuso:

¿Quién cree en la inteligencia artificial? - Diagrama original Washington Post

En la primera línea, “Chatbots” (AKA autómata conversacional), la aceptación parece cercana al 90%, una equivocación, probablemente …

El nuevo culto tecnológico

No solo los autómatas conversacionales

Sin embargo, la lista del diagrama anterior es interesante por recordarnos que los autómatas conversacionales no son la única aplicación.

Varios sitios proponen largas listas de aplicación de automatización “inteligente”, un ejemplo a continuación:

18 Cutting-Edge Artificial Intelligence Applications in 2024

En esta lista, al lado de varios usos controversiales, se destacan robótica, salud y astronomía.

Un auge que no dominamos

Así que no negamos que la automatización inteligente está en pleno auge. Nos gusta poco porque es una evolución excesivamente rápida en comparación con los progresos en esta disciplina.

Artículos como él del Washington Post no ayudan a su asimilación. Por el contrario, contribuyen en hacer creer que dominamos estas nacientes áreas.

Los diagramas anteriores indican que los verdaderos expertos no están de acuerdo con un afán que sabe a codicia.

Como conclusión, les enviamos a un artículo de Rolling Stone que hemos ubicado sobre este mismo tema:

The Cult of AI

No estamos tan solos …